jueves, 30 de septiembre de 2010

Jornada de flamenco y puertas abiertas



Me gusta esta seguirilla. Es sobria, no tiene guitarra y se cantan cosas que llegan al paladar. Este es el flamenco que me gusta. No hay alarde, hay sentimiento. Y el compás marcado a golpe de palo. Creo que a Pedro y a la Polverita también les va a gustar. Y al resto también.¡Por las puertas abiertas!

Bernarda de Utrera cantando una siguiriya emocionante dedicada a su hermana Fernada.



Ay,ay, puertecitas yo no tenía
primo yo donde llamar.
Con qué fatigas yo llego
a la tuya, la encuentro cerrá.

Ay, ay, primito mío mi alma
que bien te camelo
como te quiero, como te camelo
porque tu tienes la cara muy gitana
y el pelo muy negro.

Ay, ay, qué fatigas más grandes
me has hecho pasar
qué vergüenza más grande
me has hecho pasar
yo ando pidiendo
yo estoy pidiendo
de puertecita en puerta
para tu libertad.

Ay, ay, qué fatigas
me dieron ganas de llorar.
Cuando sentí, cuando escuché
el pitito del barco
la máquina andar.

Quién dio aquel tirito
que en mi puerta dio
que los umbrales de mi casita
los derribó.

4 comentarios:

Porverita dijo...

Hola Niño del Flamenco,

Preciosa seguiriya, ésta de las "puertecitas claveteás"

Te puse un correo, pero no sé si lo has leído. Tengo algunas cosas para ti.

La semana que viene la biblio va estar cerrada unos días, y la Porve se va a Barcelona los demás, así que... nos vemos después del Pilar.

Miquel dijo...

No había visto un paño de cerradura a la inversa...pero hay tantas cosas que desconozco que no habría de sorprenderme...y sin embargo lo hago...me gusta el tema ¡¡¡

Flamenco Rojo dijo...

Claro que nos gusta a los demás...Bernarda de Utrera, palabras mayores.

Un abrazo.

Shandy dijo...

Y dígame, dónde está la llave de la claveteada cerradura, porque no veo llamador, ¿o basta con empujar o dar dos vueltas a esa manija?... Ah, ya caigo, la imagen ilustra las fatigas de la Bernarda.

Vilmaaaaaa!!!!!

Pedro picapiedra