viernes, 11 de febrero de 2011

La noche

Anochece, la luna está oculta, las estrellas son transparentes. La pasada noche, la del sábado cinco, el cielo era multitud. Cuando uno siente tantas estrellas juntas emite un rugido al firmamento. Contemplar es una de mis acepciones. Sí, ¿es que tú, o Tú, no te sientes definición? Atrévete. Yo, Manuel, sé que vengo de muchos verbos. Y sé que tengo muchas acepciones. Contemplar es un verbo que te agrupa con lo demás, un verbo necesario. Necesito detenerme, tenerme entre manos, saber que todo lo bello es tocable, alcanzable. Necesito contemplarte, Noche. Necesito saber que permaneces.

5 comentarios:

Miquel dijo...

No temas....viene cada noche

Isolda dijo...

No caben palabras. Sólo contemplar las noches, y que lo transmitas tal como lo haces.
Besos como estrellas.

Inés González dijo...

Dans la nuit
Henri Michaux (1899-1984)

Dans la nuit
Dans la nuit
Je me suis uni à la nuit
A la nuit sans limites
A la nuit

Mienne, belle, mienne
Nuit
Nuit de naissance
Qui m'emplit de mon cri
De mes épis.
Toi qui m'envahis
Qui fais houle houle
Qui fais houle tout autour
Et fume, es fort dense
Et mugis
Es la nuit.
Nuit qui gît, nuit implacable.
Et sa fanfare, et sa plage
Sa plage en haut, sa plage partout,
Sa plage boit, son poids est roi, et tout ploie sous lui
Sous lui, sous plus ténu qu'un fil
Sous la nuit
La Nuit.


En la noche

En la noche
En la noche
Yo me he unido a la noche
A la noche sin límites
A la noche.

Mía, bella, mía.

Noche
Noche de nacimiento
Que me llena de mi grito
De mis espigas
Tú que me invades
Que produces oleada tras oleada
Que produces oleadas a mi alrededor
Y fumas, eres fuerte densa
Y muges
Eres la noche.
Noche que yace, Noche implacable.
Y su fanfarria, y su playa,
su playa en alto, su playa en todas partes,
su playa bebida, su peso es rey, y todo sometido a ti
Debajo tuyo, bajo más tenue que un hijo,
Bajo la noche
La Noche.

Va de regalo este magnífico poema de Henri Michaux, ya sabes es uno de mis preferidos, en francés como lo escribió y traducido.
Un abrazo y sigamos disfrutando de la noche y de los trovadores que levantan su voz, lástima que desde este lado del cielo no se vea la Vía Lactea.

Amando Carabias María dijo...

Contemplar es dejarse hacer nuevamente eternamente cada instante. El verbo necesario.

virgi dijo...

Entre verbos andamos con el polvillo estelar caminándonos.
Besitos