domingo, 5 de junio de 2011

Nube

El cielo se me nublo,
las nubes se me oscurecieron
el día que me dijeron
que tu querer se me acabó.

Enrique Morente.

Una nube puede ser.
Ante todo es,
algo que varía
corrigiendo azules por instantes.
Una nube es pletórica,
su agua es tan casual como cierta.
Cae como cae ahora.
Cae cuando dobla su gravedad.


Grande Locura, alegrías, Enrique Morente, de su disco Flamenco en directo

3 comentarios:

Amando Carabias María dijo...

¡Qué susto me habías dado el otro día!
Menos mal que sigues.
Aquí seguimos, leyéndote

Miquel dijo...

me hace gracia eso de que cae cuando dobla su gravedad...

Isolda dijo...

Me ha encantado lo de 'corrigiendo azules cada instante' Así son las nubes, tal cual lo has descrito.
Las alegrías de Morente, una alegría para el cuerpo.
Besos siempre.