domingo, 7 de noviembre de 2010

Última



Poema y susurro

Te escribo en el lado en que te creo,
me escribes en el lado en que me crees,
te escribo, también, en ese otro costado
donde la raíz ya me ha prendido,
me escribes, también, en mi otro costado
donde la raíz ya te ha prendido,

te escribo, sólo tú haciéndome tempestad,
me escribes, abriéndote mi viento en canal,
te escribo en el idioma que nos transpira,
sólo tú y yo le damos el verdadero vuelco,
me escribes el transpirar de tu voz
que sólo a ti y a mí nos envuelve,

escribirte es todo mi decir sereno,
franja abierta a libar la memoria,
así de sereno me escribes, todo tú,
dando por miel el sitio de mi ayer,

cuando te escribo,
un roce es tu lamer constante,
lamer es inevitable bajo el influjo
de lo que se posa como letra,

un modo de escribirte es mirarnos,
el modo de mirarnos es letra viva,
mirarnos de tal modo
que la letra quede uncida en la retina,

la lluvia se notaba ayer, te lo dejé
como apunte escrito en el paladar,
mi gozo por tener abierta la boca para la lluvia,
la sensación de acumular nubes,

pertenecerte como silencio también me logra
el irresistible pulso de la palabra muda,
si callo, por favor, háblame,
si no digo, por favor, acógeme,

si te escribo, perdúrame la voz,
ato la voz a un sinfín de albatros,
vertebrar palabras para sujetarnos,
escribir, la médula más leal del sentir,
me sujeto a tus palabras,
a la columna vertebral del verbo,

justo cuando te escribo hallo colibríes
rodeándote el cuerpo con adjetivos,
justo cuando me hallas, elevo el vuelo,
sinuoso, febril, dejando de medio lado
mi gravedad, prevista fuga, genial siembra,

quiero que parte de las hojas te hagan otoño,
te faciliten la envergadura de la tierra,
eso ya sin yo escribirte,
sólo con el silencio adulterado por mis manos,
sé que los corceles no duermen en la arcilla.


Tete Montoliu
Título de la canción: Manuel
Disco: Sólo Piano

26 comentarios:

Tempero dijo...

Agradeceros a todos vuestro paso por esta primera fase de este rincón que hoy ultimo. Tengo en la cabeza ahora otros enseres relacionados con la escritura y el sentimiento a los que quiero dar cabida en forma de largo relato fragmentado. Imagino que cuando ese relato largo vaya asomando la cabeza lo acabaré incluyendo en este espacio. Llevará un título algo así como Contorsión de palabras. Mientras tanto me cedo a un ajustado descanso. Gracias.

Miquel dijo...

Me ha gustado el poema. Me ha gustado mucho...El guiño de la música se agradece...Como sabrás, pocos son profetas en su tierra, Montoliú tampoco. decirte que aunque dejes de escribir en la página y te tomes un tiempo de descanso, tendrías que mantenernos al corriente de lo que vas haciendo. Por mi parte te encontraré a faltar...Tuyo Miquel

Isolda dijo...

Los agradecidos somos nosotros, hablo por mí. A veces me cuesta mucho seguirte, pero tienes algo que atrapa. Dedícate a ello.
La música, maravillosa, es el mejor conjunto para tu despedida: tu nombre, Serrat y Tete Montoliu.
Llévate un montón de besos para el camino. Y vuelve pronto!

Susan Urich Manrique dijo...

Me ha gustado, pero este versito me parece un poema en sí mismo: "un modo de escribirte es mirarnos"

Saludo!!!

Te sigo, te leo.

virgi dijo...

Que la contorsión te sea productiva en el resultado y leve en el esfuerzo.
Besos, besos

Angéline dijo...

La escritura y el sentimiento, ese baile entre luces. Me ha gustado muchísimo este poema, en general lo que se respira en esta página, es como reconocer viejos brillos y algún que otro sabor perdido. Buena suerte, Tempero.

Porverita dijo...

Deseo que tu "descanso" nos traiga tu mejor obra y nos devuelva al Tempero que también describe Isolda: "me cuesta seguirte -a veces- pero tienes ALGO que atrapa"

Echaré de menos tu escritura, tu música y sobre todo... la poética de tus imágenes.

Vuelve... cuando quieras, pero vuelve más grande.

Hoba W. dijo...

Tierra. Pienso en Tierra cuando te leo, tierra, raíz, madera y esos versos en forma de ll-ave. Este poema es un regalo que se atesora por pertenencia. Como en la puerta.. la llamada es la aldaba de un sentir.

Esperaremos tu vuelta, Manuel..

amparito dijo...

Me siento un poco huérfana sin tus entradas
He estado haciendo memoria (no de clavos, de correos y cartas) y no llegan a dos años desde que nos conocemos
¿Conocerse en este mundo virtual es conocerse de verdad?
Quizás más que en el mundo "real"

Cumple tu promesa y escribe
Y si algunas vez necesitas ánimos, ya sabes, nos los pides a estos lectores tuyos que ahora dejas huérfanos

Pi

Inés González dijo...

Te vamos a extrañar snif, snif, snif, pero las tomadas de oxígeno son muy necesarias, sé que vas a volver con nuevos bríos y super renovado, no obstante uno es egoísta y te quiere tener siempre...

Tempero dijo...

¿Qué te digo sobre si me dejas que te siga?

Tempero dijo...

Seguirte, seguirte, más allá del verso, de su reverso.

Tempero dijo...

Trato de entrar en Él. Me fijo en que espera, en que pregunta a no sé quién, en que mira ese reloj ya parado de la estación, en que mira el óxido de los raíles.

-Los últimos trenes fueron de mercancías, le dicen.

mateosantamarta dijo...

Te echaremos de menos, pero espero que el tempero sea el apropiado para que tu proyecto germine como trigo que luego podamos saborear elaborado como buen pan. Un abrazo, Manuel.

ZenyZero dijo...

Gracias:

http://zenyza.blogspot.com/2010/11/proposito-de-las-islas-y-proposito-de.html

Un abrazo
Chuff!!

Tempero dijo...

ZenyZero:

Los latidos forman parte del silencio.

A propósito del ruido, concedámonos estos cinco minutos con este Aria de Mozart que puedes/podéis escuchar pinchando

AQUÍ

Pupille amate
Non lagrimate
Morir mi fate
Pria di morir.

Quest' alma fida
A voi d'intorno
Farà ritorno
Sciolta in sospir.

Paralelo 49 dijo...

Sí, se me da bien llegar a los sitios cuando las luces ya están apagadas, y la puerta cerrada. Entonces uno se da cuenta de que era cierta la sensación extranha de que en algún lugar te estás perdiendo algo.
Leyendo esta entrada, me vienen a la cabeza unos versos de Aleixandre:

Bajo tu piel un sueño no se marcha,

Un paisaje de corzas suspendido.


Saludos

Tempero dijo...

Sobre la palabra 'embate' se me ocurrieron estos versos (o reversos, como me gusta llamar a mí a la realidad del verso):

Embate

De ser yo roca y ser granito
ese ocio del mar bravo
en mera cosquilla quedaría.
Pero no soy roca,
soy de carne y eso,
y eso es lo que refiere a lo endeble,
deleznable que es uno,
parte de un sujeto mortal y accesible
que cuando pide el acento del mar
recibe un embate sin medida.

Así es el mar, su acento
no pregunta adónde ir.
Uno, como sílaba tónica,
accede y le dan. La sal,
entonces, no es condimento,
es batalla y de la más cierta.

Paralelo 49 dijo...

Era cierto. Nadie guarda tu fuego sino tú

Tempero dijo...

He escrito
en el centro de la hoja
la palabra brasa.

Sólo esa palabra
sólo esa brasa.


(Miguel Ángel Curiel)

Paralelo 49 dijo...

Me apunto la palabra Brasa la palabra embate la palabra vuelo y no me preguntaré a que ha sido debido su canto

Tempero dijo...

Ahora mismo estoy en una placenta imaginaria. Me alimentan pocas cosas, las justas. Me muevo mediante voces secretas que no me fingen. Quiero que esas voces me distraigan hasta que yo las labre.

Amando Carabias María dijo...

Venía a darte la enhorabuena, como a todos los amantes del Flamenco, por esa declaración universal que convierte a este arte en Patrimonio humano.
Y me encuentro con esta sorpresa que significa algo maravilloso, aunque ahora el silencio de voz agriete nuestra espera.
Seguiremos en contacto, y ánimo, mucho ánimo.
Como buen agricultor, seguro que ya sabes que la espiga está madura y llegó la hora de la cosecha.
Enhorabuena y ánimo.

Tempero dijo...

Poeta en tiempo de miseria

Escribo porque dura
la minoría de edad en mis ojos.

Escribo como el regente
a quien visita en la noche el espectro
de su antiguo rey.

Escribo
con el que camina por las calles
sin dirección, amnésico.

Escribo
para el que ha perdido las señas de su casa.


Fulgencio Martínez, Cosas que quedaron en la sombra, Ed. NAUSÍCA Ä

gaia07 dijo...

Hasta lo último se hace distinción macerado en bellas palabras.

Ahora que puedo venir dices que vas a trabajar en silencio. No importa, esperaré a que tu nueva idea “Contorsión de palabras” aparezca en el camino que acabo de trazar hasta aquí. Mientras tanto disfrutare con todo lo que guardas bordado entre lavandas.

Saludos.

Tempero dijo...

149

Imaginar un libro que sea desde la primera hasta la última página un manual de sabiduría, una fuente de regocijo, una caja de sorpresas, un modelo de elegancia, un tesoro de experiencias, una guía de conducta, un regalo para los estetas, un enigma para los críticos, un consuelo para los desdichados y un arma para los impacientes. ¿Por qué no escribirlo? Sí, pero ¿cómo? y ¿para qué?

Julio Ramón Ribeyro, PROSAS APÁTRIDAS, Seix Barral